Marca

Ecoencuentro: creación de una marca healthy

por | 16 octubre 2019

No hay dudas de que un sitio web es la herramienta más versátil y de mayores rendimientos para muchos tipos de negocios B2B. Pero ¿Cómo medir su eficacia y beneficios de una manera tangible? Quédate y descubre cómo analizar el rendimiento de tu web.

Para muchos negocios B2B, planificar, diseñar y desarrollar sus sitios web ha sido un proceso arduo y que ha significado una gran inversión de recursos. Todo este esfuerzo se ha hecho con la finalidad de conectar con sus clientes, aumentar sus ventas y mejorar su posición en el mercado.

Especialmente, en una realidad actual en la cuál más de un 60% del comercio se hace a través de algún canal electrónico. De acuerdo a estimaciones de Forbes, un 93% de las ventas en los próximos 5 años se habrán iniciado en algún medio digital.

Estas estadísticas hacen que sea prácticamente imprescindible tener un sitio web como una forma de desarrollo de los negocios B2B. En este sentido, analizar la efectividad de nuestras webs es una tarea continua e hiper necesaria en el éxito empresarial.

Pero, ¿Cómo medir el resultado de nuestras webs y cómo optimizar su funcionamiento? 

La manera más común es esperar de manera reactiva a que los resultados financieros hablen por sí mismos y muestren la eficiencia de nuestras web. No obstante, la posición óptima es tomar una visión proactiva y medir los resultados de una forma cuantificable, tangible y estadística. Para ello, lo más indicado es utilizar los parámetros de efectividad y alcance de nuestra web B2B.

Utilizando una serie de métricas podemos analizar el óptimo funcionamiento de la web y la correlación con los objetivos de marketing. Veamos las variables de medición más útiles y efectivas de la actualidad.

Las 5 métricas de rendimiento web más efectivas

Como hemos visto, podríamos sentarnos pacientemente a esperar que nuestra web comience a cosechar frutos en el mercado. Sin embargo, el éxito de los negocios B2B se basa en la capacidad de planificación y corrección del rumbo en pro de nuestros objetivos.

En el seguimiento y control del cumplimiento de los objetivos de marketing del negocio B2B, medir el efecto de nuestra web, es fundamental. Para ello, necesitamos de las herramientas estadísticas más precisas para optimizar el proceso de toma de decisiones de manera más eficaz. Estas 5 métricas nos ayudan a maximizar la proactividad y la planificación de nuestra web B2B:

Tasa de conversión

La tasa de conversión mide la efectividad de las páginas de aterrizaje o landing pages de nuestra web. Se calcula dividiendo los visitantes de la página entre el número de usuarios que efectúa una compra, una suscripción o una acción de conversión.

Esta tasa es uno de los medidores más importantes de nuestra web B2B, pues permite conocer la eficacia de los embudos de venta de la web. Dependiendo de los propósitos de nuestra empresa B2B, la tasa de conversión es la métrica más utilizada en los análisis de eficacia.

Tasa de rebote

Podríamos decir que la tasa de rebote es la métrica contraria a la tasa de conversión.  En este sentido, esta tasa  mide los usuarios que abandonan la web antes de realizar cualquier acción positiva de ventas y/o conversiones.

Por lo general, la tasa de rebote se asocia a menores tiempos de navegación y a bajas tasas de conversión. Existen muchas razones asociadas a un aumento de los rebotes:

  • La lentitud de carga
  • Un diseño inadecuado
  • Incongruencias entre las meta descripción y el mensaje descrito en la web
  • Contenidos irrelevantes, impertinentes o fuera de lugar

Carritos abandonados

Los clientes que han pasado positivamente por los embudos de venta pero no han concretado su compra, es una métrica muy importante. Analizar las razones que hacen a un usuario desistir de la compra al último minuto puede tener muchas lecturas.

Los precios elevados, las comisiones de las pasarelas de pago o simplemente, valores negativos de confianza, pueden ser algunas razones. Una tasa elevada de carritos abandonados puede conllevar a una revisión exhaustiva de los parámetros de compra y tomar las decisiones adecuadas.

Tiempo de navegación

Este parámetro está estrechamente ligado a la tasa de rebote y a la tasa de conversión. El tiempo de navegación dentro de la página es uno de los elementos del posicionamiento SEO más importantes de la actualidad.

Un usuario que abandona una página a los pocos segundos de llegar a ella puede tener una serie de interpretaciones importantes. Desde un retraso en los tiempos de carga hasta una mala decisión de mensajes o incluso, de diseño.

El tiempo de navegación se asocia con la interacción, la lectura y visualización del contenido, así como el paso por los funnels de ventas. Es por ello que siempre debemos procurar maximizar estos tiempos.

Sesiones

Los navegadores como Google estiman el número de veces que ha sido abierta la web en un período de 30 minutos. Esta métrica es muy importante pues nos indica los horarios, tiempos y número de usuarios en los que la web está más activa.

La importancia de este parámetro es que nos da ideas sobre las horas óptimas para crear y publicar contenidos, información y ofertas. Además, se combina con variables como número de  páginas visitadas por sesión, páginas más visitadas y geolocalización de los usuarios.

Como vemos, muchas de estas variables nos dan herramientas de análisis importantes a la hora de hacer la toma de decisiones sobre nuestra web. Analizar con objetividad y precisión nos permite entender el comportamiento de nuestros consumidores y su relación con nuestro negocio B2B.

En Mask Comunicación, el análisis contínuo de las estadísticas y analíticas es fundamental para medir el desempeño de cada web. Tomar las acciones y correctivos necesarios basados en los resultados de la web es la mayor garantía de éxito de tu negocio B2B.

ETIQUETAS:

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.